LA CRIANZA Y FORMACIÓN DE LOS HIJOS

 

 

 

 

 

 

 

 

La familia está bajo ataque. La principal causa del decaimiento moral de la sociedad es el debilitamiento y la fragmentación de la familia. Recuperar la familia es salvar a la sociedad. En este libro el autor instruye con la palabra de Dios, de forma práctica y clara, el delicado e importante tema de la crianza y formación de los hijos. En la primera sección aborda la educación de los hijos pequeños, y en la segunda, la de los hijos adolescentes. La familia antecede a toda otra institución. El pueblo de Israel fue sencillamente el resultado de una sola familia que gozó de la bendición de Dios, y que fue destinada a bendecir de la misma manera a todas las familias que vendrían en la posteridad. Es responsabilidad de los padres la crianza y formación de los hijos, nadie más puede hacerlo por nosotros, ni los maestros, ni la escuela dominical, ni las tías, ni las abuelas. Somos los padres los que tenemos que rendir cuentas a Dios por la manera en que hayamos cumplido con este santo deber. El propósito de Dios para la mujer casada es, ante todo, ser una buena esposa, luego ser buena madre y luego y en este orden de prioridades, servir a los demás a través de las enseñanzas del Evangelio. Dios no cría a nuestros hijos por nosotros. Una Iglesia vigorosa es, sobre todo, una familia espiritual compuesta fundamentalmente por familias. La iglesia nunca será más fuerte y vigorosa que las familias que la componen.

DESCRIPCIÓN

Autor: Keith Bentson

 

La Escritura es categórica: “Padres críenlos…..”

EDITORIAL LOGOS​
 
Condarco 1440 - C1416AQH  
Ciudad Autónoma de Buenos Aires
 
  • Instagram - Círculo Blanco
  • Facebook - White Circle